Síguenos en...

Informe

Pandemia generó el cierre de 427.848 micronegocios en Colombia

Los 5.446.329 micronegocios en el país, estimados en el 2020, registraron un ingreso de $124,1 billones, un consumo intermedio de $80,9 billones y un valor agregado de $43,2 billones de pesos. Las principales actividades económicas de acuerdo con sus niveles de valor agregado fueron: Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas (33,0%); Agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca (16,1%); Industria manufacturera (9,8%); Actividades inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos (8,8%); y Alojamiento y servicios de comida (8,2%).

PUBLICADO

en

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística – DANE, presentó los resultados de la Encuesta de Micronegocios realizada en 2020. Con ella, busca tener información sobre la estructura y evolución de las principales variables económicas de los micronegocios en los sectores de agricultura, ganadería, silvicultura, pesca, minería, industria manufacturera, comercio, construcción,
transporte y demás servicios.

La técnica utilizada para la identificación de los micronegocios fue la encuesta mixta modular en dos etapas. En la primera, a partir de la Gran Encuesta Integrada de Hogares – GEIH, se identifican los empleadores y trabajadores por cuenta propia que satisfacen los criterios para ser propietarios potenciales de micronegocios. En la segunda, fueron visitadas las personas identificadas previamente y se aplica un cuestionario económico a profundidad (Encuesta de Micronegocios – EMICRON), bajo el supuesto de relación entre los individuos, su empleo y las unidades económicas.

La investigación provee estadísticas e indicadores que permiten conocer las formas de operación de las unidades económicas a pequeña escala: su actividad económica, emprendimiento, sitio o ubicación, características del personal ocupado, uso de las TIC, inclusión financiera, costos, gastos y activos, ventas o ingresos y capital social.

La encuesta se aplica en las 24 ciudades principales y sus áreas metropolitanas, y en 455 municipios del país, por lo que los resultados obtenidos se presentan a nivel nacional, cabecera municipal, centros poblados y rural disperso. Los resultados expuestos por el organismo gubernamental tienen que ver con el periodo enero – diciembre de 2020.

Resultados de la medición

En el total nacional, los 5.446.329 micronegocios, estimados en el 2020, registraron un ingreso de $124,1 billones, un consumo intermedio de $80,9 billones y un valor agregado de $43,2 billones de pesos. Las principales actividades económicas de acuerdo con sus niveles de valor agregado fueron: Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas (33,0%); Agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca (16,1%); Industria manufacturera (9,8%); Actividades inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos (8,8%); y Alojamiento y servicios de comida (8,2%).

Así mismo, la Encuesta de Micronegocios estimó una reducción nominal del 26,7% en las ventas o ingresos, del 21,1% en el consumo intermedio y del 35,3% en el valor agregado de los micronegocios entre 2019 y 2020. Las actividades económicas que más contribuyeron a la variación total de las ventas o ingresos fueron: Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas (-9,2 puntos porcentuales); Industria manufacturera (-5,3 puntos porcentuales); Alojamiento y servicios de comida (-3,1%); Construcción (-2,5 puntos porcentuales); y Actividades inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos (-2,3 puntos porcentuales).

Con respecto al consumo intermedio, las actividades que más contribuyeron a su variación fueron: Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas (-8,2 puntos porcentuales); Industria manufacturera (-5,2 puntos porcentuales); Alojamiento y servicios de comida (-2,9%); Actividades inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos (-1,8 puntos porcentuales); y Transporte y almacenamiento (-1,6 puntos porcentuales).

Finalmente, las actividades económicas que más contribuyeron a la variación total del valor agregado de los micronegocios entre 2019 y 2020 fueron: Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas (-10,7 puntos porcentuales); Industria manufacturera (-5,5 puntos porcentuales); Construcción (-4,2 puntos porcentuales); Alojamiento y servicios de comida (-3,4%); y Actividades inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos (-3,2 puntos porcentuales).

Cantidad de micronegocios según actividad económica

En el año 2020, la Encuesta de Micronegocios estimó la existencia de 5.446.329 micronegocios, distribuidos así: 27,0% Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas; 21,6%
Agricultura, ganadería, silvicultura y pesca; 10,1% Industria manufacturera; 10,0% Alojamiento y servicios de comida; 9,6% Actividades artísticas, de entretenimiento, de recreación y otras actividades de servicios; 8,5% Transporte y almacenamiento; 5,9% Construcción; 4,1% Actividades Inmobiliarias, profesionales y servicios administrativos; 0,8% Información y comunicaciones; 0,8% Minería; 0,8% Educación; y 0,7% Actividades de atención a la salud humana y de asistencia social.

Así mismo, la encuesta estimó una reducción del 7,3% en el total de los micronegocios entre 2019 y 2020. Las actividades económicas que más contribuyeron a la variación de los micronegocios fueron el Comercio y reparación de vehículos automotores y motocicletas con una variación de -10,3% y una contribución de -2,9 puntos porcentuales; la Agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca con una variación de -7,6% y una contribución de -1,6 puntos porcentuales; la Industria manufacturera con una variación de -13,4% y una contribución de -1,4 puntos porcentuales; y las Actividades artísticas de entretenimiento, recreación y otras actividades de servicios que presentaron una variación de -7,5% y una contribución de -0,7 puntos porcentuales.

Micronegocios según situación en el empleo del propietario

La Encuesta de Micronegocios distingue dos tipos de unidades económicas, derivadas de la situación en el empleo del propietario: los micronegocios de patronos(as) o empleadores(as) y los
micronegocios de personas trabajadoras por cuenta propia. Los resultados obtenidos en el 2020 indican que el 90,3% de los micronegocios pertenecen a trabajadores(as) por cuenta propia y solo el 9,7% corresponde a micronegocios de patronos o empleadores.

En el total nacional, los micronegocios de trabajadores por cuenta propia disminuyeron en 4,4% entre el 2019 y el 2020, lo cual contribuyó con -3,8 puntos porcentuales a la variación total de
micronegocios. Por el otro lado, los micronegocios de patronos o empleadores cayeron en un 27,7%, aportando -3,4 puntos porcentuales a la variación total.

Propietarios de micronegocios según sexo

En el año 2020, la Encuesta de Micronegocios estimó la existencia de 5.446.329 propietarios de micronegocios, de los cuales el 63,7% eran hombres y 36,3% mujeres. En las cabeceras municipales, los propietarios hombres representaron el 60,1% del total y en los centros poblados y rural disperso el 72,8%. En contraste, las mujeres, propietarias de micronegocios, representaron el 39,9% del total en las cabeceras municipales y el 27,2% en los centros poblados y rural disperso.

A nivel nacional, las propietarias de micronegocios disminuyeron en 10,6% entre el 2019 y 2020. Además, las propietarias contribuyeron con -4,0 puntos porcentuales a la variación total. Así mismo, los propietarios hombres cayeron 5,3% en el mismo periodo, presentando una contribución de -3,3 puntos porcentuales al total.

Micronegocios según rangos de personal ocupado

En el año 2020, los micronegocios que más contribuyeron a la disminución de la cantidad total de estas unidades económicas fueron los que ocuparon entre 2 y 3 personas (-3,4 puntos porcentuales), seguido por los micronegocios que emplearon una sola persona (-2,6 puntos porcentuales). Por último, los micronegocios que emplearon entre 4 a 9 personas contribuyeron con -1,3 puntos porcentuales a la variación total de micronegocios.

Personal ocupado en los micronegocios

En el año 2020, los micronegocios ocuparon 7.314.191 personas, de las cuales el 74,5% eran los propietarios, el 13,2% trabajadores remunerados, el 5,0% socios(as) y el 7,4% eran trabajadores o familiares sin remuneración.

A nivel nacional, se presentó una reducción del 12,1% en el total de personas ocupadas en los micronegocios entre 2019 y 2020. Los tipos de personal ocupado que más contribuyeron a la
variación total fueron los(as) propietarios(as) con una variación de -7,3% y una contribución de -5,1 puntos porcentuales; los trabajadores que recibieron un pago con una variación de -30,1% y una contribución de -5,0 puntos porcentuales; y los trabajadores o familiares sin remuneración que presentaron una variación de -19,8% y una contribución de -1,6 puntos porcentuales.

Formalidad empresarial

En el año 2020, el 76,5% de los micronegocios del país no tuvo Registro Único Tributario (RUT). En las cabeceras municipales este porcentaje fue del 70,2% mientras que en los centros poblados y rural disperso alcanzó el 92,3%. En contraste, el 23,5% de micronegocios del país afirmaron tener dicho registro, esta cifra fue más alta en las cabeceras municipales donde alcanzó un 29,8%.

La reducción en el número de micronegocios sin Registro Único Tributario (RUT) fue la que tuvo una mayor contribución a la variación total de micronegocios con -4,7 puntos porcentuales. Por su parte, los micronegocios con Registro Único Tributario (RUT) contribuyeron con -2,5 puntos porcentuales a la variación total.

Por otro lado, el 88,6% de los micronegocios del país afirmaron no estar registrados en alguna Cámara de Comercio durante el año 2020. En los centros poblados y rural disperso este porcentaje ascendió al 97,0%. En contraste, el 14,8% de los micronegocios están registrados ante dicha entidad, en las cabeceras municipales.

En el total nacional, los micronegocios que manifestaron no tener registro en Cámara de Comercio disminuyeron en 6,5% entre 2019 y 2020, contribuyendo con -5,7 puntos porcentuales a la variación total de los micronegocios. Por otro lado, se observó una reducción de -13,0% de los micronegocios que afirmaron estar registrados en Cámara de Comercio, representado una contribución de -1,6 puntos porcentuales de la variación total.

Informe

La mitad de las mujeres en 57 países no puede decidir sobre su cuerpo: Informe

En Colombia la situación es positiva en materia de salud sexual y reproductiva, el país obtuvo un puntaje de 97 sobre 100 en la combinación de los 13 componentes relativos a esa materia, superado solamente por Camboya, Finlandia, Países Bajos y Suecia. Además, es el país mejor ubicado entre los de ingreso mediano alto en cuanto a la existencia de leyes y reglamentos favorables en materia de salud sexual y reproductiva.

PUBLICADO

en

Casi la mitad de las mujeres en 57 países enfrentan restricciones sobre lo que pueden hacer con su cuerpo, ya sea tener relaciones sexuales, usar anticonceptivos o acceder a cobertura sanitaria, según afirmó la ONU en un informe que fue difundido este miércoles. Los autores del informe Estado Anual de la Población Mundial 2021 del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA, por sus siglas en inglés), analizaron por primera vez la autonomía corporal de las mujeres.

El estudio, titulado «Mi cuerpo me pertenece» que lleva como subtítulo «Reclamar el derecho a la autonomía y la autodeterminación», enumera ataques a mujeres en 57 países, desde violación a esterilización forzada, pruebas de virginidad y mutilación de genitales.

«Esta falta de autonomía corporal tiene implicaciones enormes más allá de los grandes perjuicios para las mujeres y las niñas en lo individual: una potencial depresión de su productividad económica, el menoscabo de sus habilidades, y los costos adicionales resultantes para los sistemas judiciales y de atención de la salud», indicó UNEFPA en un comunicado.

Situación en Colombia

El informe indica que en Colombia la situación es positiva en materia de salud sexual y reproductiva, el país obtuvo un puntaje de 97 sobre 100 en la combinación de los 13 componentes relativos a esa materia, superado solamente por Camboya, Finlandia, Países Bajos y Suecia. Además, es el país mejor ubicado entre los de ingreso mediano alto en cuanto a la existencia de leyes y reglamentos favorables en materia de salud sexual y reproductiva.

Frente a la atención materna, indicador que evalúa el acceso a productos básicos de supervivencia y el acceso a el aborto y la atención médica posterior al mismo, el país obtuvo 92 puntos.

La UNFPA destaca que «Un enfoque novedoso que está aplicando el UNFPA en Colombia y Filipinas consiste en buscar conversaciones en Twitter que contengan mitos comunes sobre cuestiones que van desde la anticoncepción hasta las infecciones de transmisión sexual. Esta información puede usarse para elaborar programas de educación sexual y atención de la salud».

El informe revela que la esperanza de vida para las mujeres en Colombia es de 80 años (75 para los hombres), mientras que el 98% de las mujeres logran acceder a educación primaria y el 94% a educación secundaria. Por otra parte, el país no reporta indicadores sobre mutilación genital.

Sin embargo hay indicadores que generan preocupación y aún representan un reto para el país como la violencia de género, el 18% de las mujeres en Colombia sufrieron agresiones por parte de su pareja según datos obtenidos entre el 2000 y el 2019, la tasa de natalidad adolescente es de 61 menores entre cada 1.000 niñas de 15 a 19 años.

Mujeres y niñas no son dueñas de sus propios cuerpos

Según el estudio, solo 56% de los países estudiados tienen leyes o políticas que promuevan una educación sexual completa.

“El hecho de que casi la mitad de las mujeres aún no puedan tomar decisiones acerca de si desean o no tener relaciones sexuales, usar anticoncepción o buscar servicios de salud debería indignarnos a todos”, afirmó la Directora Ejecutiva del UNFPA, Natalia Kanem, citada en el comunicado.

«En esencia, cientos de millones de mujeres y niñas no son dueñas de sus propios cuerpos. Sus vidas están gobernadas por otros», dijo Kanem.

El informe enumera 20 países o territorios en los que, dice, hay leyes que permiten que un violador se case con su víctima para escapar la justicia. También enumera 43 países que no tienen leyes que reglamenten la violación en las parejas casadas, mientras más de 30 países imponen restricciones a los movimientos de las mujeres fuera de su hogar.

SEGUIR LEYENDO

Informe

Sonotec JJ Sonido asumió la administración de Cenfer ¿Qué ha pasado desde entonces?

Centro de Ferias de Santander fue entregado en un contrato de concesión por diez años. La Cámara de Comercio de Bucaramanga esperaba con esa concesión volver a ver a Cenfer en sus mejores días. La pandemia aplazó los planes. Aquí la historia con Jorge Andrés Joya a cargo de la empresa que administra a Cenfer.

PUBLICADO

en

Por

En febrero de 2021 se cumplió el primer año de la concesión que hizo la Cámara de Comercio de Bucaramanga de entregar el centro de ferias de Santander a un particular. Fue una concesión por diez años y se esperaba que ese particular le diera ese aire de importancia que tuvo Cenfer en sus mejores años.

Particulares nacionales participaron para quedarse con la administración de Cenfer por diez años. Casi que la única condición a cambio era entregar un porcentaje del producido y mantener el escenario en las mejores condiciones. Por alguna razón especial optaron porque ese contrato lo tuviese un empresario local.

Sonotec J J Sonido participó en la puja por esa concesión. Se trataba de tener un escenario de más de sesenta mil metros cuadrados a su disposición, así que el asunto se perfilaba como de ganancia pese a todo el trabajo que se tuviese que hacer.

Sin embargo ni Sonotec ni nadie en el mundo se imaginaba que veinte días después de lograda esa concesión el mundo se encerraría. Se declaró la pandemia por el nuevo coronavirus cuando Sonotec apenas planeaba los eventos que desarrollaría en el 2020. La pandemia obligó al distanciamiento social y se prohibieron, todavía están prohibidas, las aglomeraciones. Cenfer es un escenario de eventos masivos en donde la aglomeración no es regla pero es casi siempre posible.

Con pandemia y la prohibición de realizar eventos, Sonotec debía administrar Cenfer con un criterio muy diferente al que traía. ¿Qué hacer, qué inventar? ¿Qué posibilidades había para cumplir el objetivo proyectado? Fuimos hasta Cenfer y aceptó una entrevista en medio del escenario el Gerente Comercial de Sonotec. Jorge Andrés Joya reconoció las dificultades que tienen por el cierre de actividades, pero su entusiasmo es indeclinable y se nota que todavía le queda gasolina para continuar.

 

Corrillos: Con el señor Jorge Andrés Joya, Gerente Comercial de Sonotec J J Sonido. ¿Hace cuánto Sonotec J J Sonido está con Cenfer, ¿cuándo asumió las riendas del centro ferial de Santander?

Jorge Andrés Joya, Gerente Comercial de Sonotec J J Sonido: Asumimos unos veinte días antes de que toda esa situación de la pandemia comenzará, a finales de febrero del 2020.

Corrillos: ¿En qué condiciones recibieron el centro ferial, con qué exigencia, por qué ustedes fueron los escogidos para administrar Cenfer?

JAJ: Fue un proceso bastante riguroso que tuvo la junta directiva de Cenfer, que es una sociedad anónima, en el cual participaron varias empresas del país y nosotros pasamos una propuesta que la trabajamos durante gran parte del año 2019 con el objetivo de recuperar un ícono de Santander como lo es Cenfer. Creo que todas las personas han asistido a Cenfer en algún otro momento, algún evento y sentimos que Cenfer se estaba quedando un poco atrás en el tiempo. La idea nuestra siempre fue recuperarlo volver a posicionarlo a nivel nacional como uno de los mejores sitios de eventos a nivel de Colombia y asumimos este reto con muchas ideas que se han visto un poco frenadas por toda la situación general que está viviendo el mundo con el tema de la pandemia del covid-19.

Corrillos: Señor Jorge Andrés Joya ¿usted qué profesión tiene y J J Sonido qué experiencia tenía para administrar este escenario ferial?

JAJ: Soy ingeniero industrial. J J Sonido o Sonotec como es el nombre legal de la empresa ha sido una empresa que por más de treinta años ha trabajado los grandes eventos que se han realizado en Santander y en Colombia, ha hecho parte de muchas producciones. Nosotros nos hemos enfocado siempre en todo el tema técnico, en el gran montaje de sonido, de pantallas, de luces.

Yo soy una segunda generación de una empresa familiar liderada por mi papá Jorge Joya y mis tíos, que desafortunadamente fallecieron, Libardo Joya y Óscar Joya. Y teníamos toda la experiencia en el tema técnico de la producción de eventos, siempre estuvimos como tras bambalinas en los eventos, conociendo cómo se organizaban, cómo se producían y cómo se ejecutaban y digamos que en el cambio generacional y en las nuevas ideas pasamos a ser organizadores de nuestros propios eventos, conciertos más que todo, o ferias de exposición, ferias comerciales. Y con un sitio de eventos vimos una gran posibilidad de apoyar el desarrollo económico de la región.

Corrillos: ¿Tiene en la cabeza cuántos metros tienes Cenfer, qué espacios tiene, cuántos escenarios, cuántos pabellones?

JAJ: Cenfer tiene dos pabellones cerrados que se conocen como el pabellón de exposiciones y el pabellón múltiple, tiene en total de área 64 mil metros cuadrados. Dos espacios cerrados, dos pabellones, y espacios abiertos de plazoletas de conciertos, de plazoletas múltiples bajo carpa, al aire libre, que permiten gran versatilidad para el desarrollo de diferentes eventos.

Corrillos: Las comparaciones siempre son molestas, ¿pero Cenfer tiene un tamaño similar a Corferias, el centro ferial de Bogotá?

JAJ: No sé exactamente cuánto espacio tiene Corferias, me atrevería a decir que Corferias es más grande en cuestión de pabellones, porque ellos tienen varios pabellones, nosotros solamente tenemos dos pabellones. Pero las áreas abiertas que tiene Cenfer son un plus muy interesante para el desarrollo, y más ahora, de las actividades al aire libre.

Corrillos: Desafortunadamente a los veinte días de que ustedes asumieran la administración de Cenfer casi todos los escenarios se cerraron por la declaratoria de la pandemia del covid-19. ¿Qué han podido hacer en ese largo año?

JAJ: Nosotros hemos intentado de todo. Nos volvimos prácticamente un canal de televisión. Empezamos a hacer eventos en streaming, eventos virtuales. Incursionamos en el tema del autocine el año 2020, fue una decisión muy chévere que lastimosamente, económicamente, no fue tan viable, por eso duró tan poco. Pero por lo menos les trajimos unos momentos de entretenimiento a las familias santandereanas muy interesantes. Hemos hecho ya dos planes piloto de conciertos al aire libre. Nosotros no como organizadores, pero sí apoyando en todo el tema técnico y el tema logístico. Han sido dos ejercicios que se han realizado al aire libre, en un espacio donde le caben doce mil personas se estaban metiendo ochocientos, novecientos, personas máximo, todas separadas, en palcos, con todos los protocolos de bioseguridad que el gobierno exige.

Intentando movernos porque el sector del entretenimiento y de los eventos, yo me atrevería a decir que, si no es el más afectado, es el de los más golpeados, porque genera aglomeraciones y ese es el objetivo de un evento que la gente vaya y lo disfrute.

Corrillos: ¿Cenfer cuántos empleados tiene, cómo los ha sostenido, qué ha pasado con ellos?

JAJ: Nosotros logramos al comienzo sacar unos préstamos muy importantes para mantener la nómina, nosotros somos treinta y seis personas actualmente. Nos hemos mantenido los treinta y seis desde que todo esto empezó. Ahora ya estamos bastante preocupados porque la situación o el panorama para nosotros no es todavía muy claro y hemos tratado de movernos por todos lados e intentando hacer eventos virtuales, como decía ahora, trabajando con el Estado, porque digamos que el sector privado y los conciertos y los eventos masivos por ahora están muy limitados. Ha sido un trabajo muy complejo pero por lo menos no perdemos la esperanza y nos perdemos la energía de seguir manteniendo esto a flote.

Corrillos: Dentro de las pocas actividades que han hecho acá por qué tan pocas, ¿o es que cobran mucho?

JAJ: No. Es que está todo muy, muy limitado, le decía ahora, los aforos de la gente, de las asistencias a los eventos están muy limitados, entonces aunque se tenga una capacidad máxima de treinta mil personas que puedan llegar a Cenfer, no dejan entrar ni dos mil, porque eso genera aglomeraciones. La situación para el tema eventos es muy, muy incierta todavía.

Corrillos: Ferias equina, ganadera, antes había eventos de Avon, Yanbal, esos ¿qué ha pasado con esos eventos, se pasaron a otro escenario o se canceló todo?

JAJ: Todos los eventos se han aplazado, inclusive en los próximos días posiblemente se realice una feria equina, como plan piloto de las ferias agroindustriales, es una feria en donde se tienen exposiciones de caballos, en donde hay temas comerciales. Son más eventos enfocados al tema académico y comercial dejando un lado un poquito de entretenimiento que es lo que más genera aglomeración. La Agroferia que es un evento especializado, muy famoso y muy, muy concurrido, que se realizaba en Cenfer, lo aplazamos para septiembre, lo vamos a hacer en el marco de la Feria Ganadera.

Obviamente nos toca replantear muchas cosas, evitar tanta aglomeración de gente, enfocar más la feria a temas académicos, la reactivación económica, ayudarles también a los empresarios de los diferentes sectores a reactivarse, porque de eso se trata todo esto. Buscar la manera de entre todos salir de esta situación tan dura para muchas empresas.

Corrillos: ¿Sonotec recibió a Cenfer por cuántos años?

JAJ: Nosotros estamos aquí por diez años, según el contrato de concesión que tenemos con la Cámara de Comercio de Bucaramanga.

Corrillos: ¿Qué pasa si ustedes en este momento dicen no aguanto más, entrego? ¿Les ponen una multa o qué sucede en ese escenario?

JAJ: No. No, digamos que hay una puerta de salida dentro del contrato, ya se ha contemplado porque esta situación de mantener un escenario como estos, tan grande, no es fácil. Se requieren muchos recursos en temas de servicios, de vigilancia, de mantenimiento, en fin. Lo hemos pensado, lo hemos contemplado, pero realmente las ganas que tenemos de sacar este proyecto adelante como familia y como empresa son más grandes que las preocupaciones que nos genera esta situación.

Corrillos. Me imagino que es por ser un escenario público los servicios públicos como el agua y la luz son más económicos…

JAJ: No me atrevo a decirle el valor exacto, pero los servicios están entre treinta y cuarenta millones de pesos mensuales. Entre todos porque el escenario es muy grande. Pero eso suman los servicios públicos entre treinta y cuarenta millones de pesos mensuales.

Corrillos: Los locales que estaban acá y tenían mucho movimiento y ahora están cerrados, ¿qué pasó con ellos?

JAJ: Esos locales que había aquí tenían un contrato especial, ellos estaban por los eventos que se realizaban en Cenfer, los organizara Cenfer o los organizara un tercero. Ellos pagaban sus servicios de acuerdo a lo que utilizaran. Pagaban un canon, tenían un acuerdo con Cenfer. Todo eso está parado, no han abierto, no se han podido hacer eventos masivos en el año 2020, y este año tampoco, eso está muy quieto todavía.

Corrillos. ¿Qué opciones le ve usted a Cenfer si sigue en sus manos o si lo entregan?

JAJ: Yo me atrevería a decir que esta fue una última apuesta que hizo la Cámara de Comercio de Bucaramanga para tratar de rescatar el Centro de Eventos de Santander, por la versatilidad que tiene, por la capacidad de recibir personas que tiene, los accesos, la ubicación que me parece magnífica entre Bucaramanga y Girón, muy cerca al Aeropuerto. Yo me atrevería a decir que si nosotros damos un paso al costado, que no creo que pase, ni quiero que pase, la Cámara de Comercio tomará la decisión pero la nuestra es trabajar de la mano con ellos también para rescatarlo.

Corrillos: Sería muy singular que una ciudad como Bucaramanga no tuviera un centro de ferias…

JAJ: Así es. Yo he tenido la oportunidad de asistir a ferias desde que soy muy pequeño, a ferias que tienen que ver con sonido y con producción de eventos en diferentes partes del mundo y esos centros de convenciones a donde uno llega son impresionantes y siempre hemos querido, y siempre lo hablaba con mi papá y mi tío de traer todo eso para acá.

Corrillos: En estos momentos, después de un año difícil, puede ser reiterativo preguntar ¿pero ustedes con lo que han hecho han ganado plata o han perdido?

JAJ: Hemos perdido plata y es mucha. Pero no hemos perdido las ganas de sacar este proyecto adelante.

Corrillos: El entusiasmo está, ¿y la Gobernación, las Alcaldías, qué dicen?

JAJ: Hemos tratado de hablar con ellos. La ventaja que tiene Cenfer es que es un tema mixto, esto tiene ciento y pico de dueños, en donde hay capital público y privado. La Gobernación tiene acciones en Cenfer, las alcaldías tienen acciones en Cenfer y ellos en algún momento en el desarrollo de eventos no ayudan mucho, pero entendemos que la situación está muy compleja pero, con un empujoncito de ellos esto también sería muy interesante que esto volviera a coger fuerza.

SEGUIR LEYENDO

Informe

La violencia causa malnutrición en indígenas y afros en Colombia: Estudio

Las poblaciones indígenas y afrodescendientes en Chocó y Nariño lidian con la muerte, la discapacidad física y sicosocial y tienen «mayor riesgo para contraer enfermedades», además de afectaciones en su salud mental, destaca el estudio.

PUBLICADO

en

Por

El conflicto que repunta en Colombia tras el acuerdo de paz de 2016 con la guerrilla FARC está causando graves problemas de malnutrición entre comunidades negras e indígenas del país, según un estudio de la ONG Médicos del Mundo y varias universidades difundido este viernes.

«Las dinámicas que imponen los actores armados en esos territorios como el confinamiento o la disposición de minas antipersonales y artefactos explosivos, o simplemente el miedo, hacen que las personas pierdan la capacidad de procurar alimentos», como parte de una «estrategia de guerra», dijo Nicolás Dotta, coordinador de la sección colombiana de Médicos del Mundo.

La ONG, junto con la Universidad Nacional de Colombia y la Red de Universidades y Organizaciones Sociales en Salud para la Paz, entregaron el informe ‘La salud en el conflicto colombiano’ a la Comisión de la Verdad que indaga sobre los hechos más atroces del enfrentamiento interno.

El estudio reseña la situación que han enfrentado los afrodescendientes e indígenas en Chocó, en la frontera con Panamá, así como la etnia Awá, en el departamento de Nariño, limítrofe con Ecuador, entre otras.

Estas poblaciones lidian con la muerte, la discapacidad física y sicosocial y tienen «mayor riesgo para contraer enfermedades», además de afectaciones en su salud mental, señala.

En Chocó, los choques entre guerrillas, paramilitares y agentes del Estado, debilitaron aún más el acceso a servicios como salud y empujaron al confinamiento a los pobladores.

A la desnutrición crónica se sumaron brotes de malaria y tuberculosis que persisten en esta región selvática y aurífera, con un 89% de población negra e indígena.

Hoy, «a pesar de la firma del acuerdo de paz», la violencia y el abandono hacen que se siga «vulnerando el derecho de las comunidades a la salud y a condiciones básicas como el acceso a los alimentos y al agua limpia», detalla el informe.

La estela del narco

Mientras que del otro lado del país, en las montañas selváticas de Nariño, los Awá sufren el despojo de sus tierras, situadas en zonas con narcocultivos y laboratorios para el procesamiento de la cocaína.

Durante un tiempo, «las aspersiones aéreas de glifosato (…) orientadas hacia la destrucción de cultivos de uso ilícito» y la presión de grupos armados «para continuar cultivando coca, en detrimento de los cultivos propios de (…) subsistencia» mermaron el acceso a alimentos de este grupo indígena, destaca el estudio.

Y ahora, a pesar de que se suspendió el uso del polémico herbicida, las masacres y desplazamientos masivos por cuenta de grupos que buscan quedarse con sus territorios ancestrales mantienen a los Awá «en riesgo de exterminio físico y cultural», reza el texto.

«En estos momentos nos encontramos en una situación de crisis humanitaria por la guerra que se recrudece» en nuestros territorios, reafirmó el representante de la etnia, Robinson Pai, durante la entrega del informe.

Víctimas frecuentes de la violencia, los indígenas y afrodescendientes esperaban pasar la peor página del conflicto con el desarme de los paramilitares (2006) y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (2017).

Sin embargo, están envueltos en un nuevo ciclo de violencia ante la expansión del narcotráfico y los grupos armados herederos del paramilitarismo, disidentes que no se acogieron al pacto de paz y guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

El conflicto que persiste desde hace casi seis décadas en el país ha dejado más de nueve millones de víctimas entre muertos, desaparecidos y desplazados.

SEGUIR LEYENDO

Destacados

Corrillos hace parte de un grupo de medios independientes, especializado en temas públicos, políticos y electorales, que produce información imparcial, veraz y de análisis Corrillos web, Revista Corrillos y Corrillos TV, emiten desde Bucaramanga, Colombia. Teléfono: 320 579 0081 Contáctanos: admin@corrillos.com.co
© Copyright 2021 - Sitio web desarrollado con ♥ por: Jose Luis Perales.