La Serranía de los Yariguies, tesoro natural de Santander

0

Por: Jhon F Mieles Rueda/ El día de hoy les vengo a hablar de la Serrranía de los Yariguies, el gran tesoro natural de Santander, el cual aún muchos santandereanos todavía desconocen y del cual les compartiré los principales datos de interés y mis vivencias personales viviendo cerca de esta área protegida de majestuosas montañas.

Esta área protegida creada en el año 2005 que presenta mayor altitud en las estribaciones occidentales de la cordillera Oriental de Colombia, cuenta con una alta variedad de especies de fauna y flora, así mismo representa una importante oferta del recurso hídrico, siendo aportante de las principales subcuencas hidrográficas de la región Sogamoso, Opón y Suárez.

Corresponde al remanente boscoso más conservado y de mayor proporción en el departamento de Santander, lleva este nombre en honor a sus antiguos habitantes ancestrales, los indígenas Yariguíes y cuenta con jurisdicción en los municipios de, El Carmen de Chucurí, San Vicente de Chucurí, Simacota, Santa Helena del Opón, Chima, El Hato, Galán y actualmente cuenta con una pequeña parte en el municipio de Zapatoca debido a la reciente adquisición por parte de Parques Nacionales de unos predios que se anexionaron al área protegida.

La Serranía de los Yariguíes se constituye en una estrella hidrográfica que abastece más de 20 acueductos tanto rurales como municipales, con un componente altitudinal que se extiende desde 700 a 3400 metros sobre el nivel del mar, como páramos, bosques andinos y subandinos, que actúan como reguladores microclimáticos y del ciclo hidrológico en el territorio.

Allí se han encontrado más de 903 especies de plantas vasculares y alrededor de 501 especies de fauna, las aves son el grupo más estudiando y por ende, el más conocido.

Según Parques Nacionales de Colombia, también se han registrado cerca de 26 especies de reptiles y 31 especies de anfibios, entre ellos, una rana endémica de los Andes Nororientales y que se encuentra en peligro de extinción, igualmente, se ha reportado la presencia de 23 especies de peces, 253 especies de mariposas diurnas, 45 especies de escarabajos coprófagos y 21 especies de libélulas y caballitos del diablo.

El Carmen de Chucurí cuenta con la mayor extensión de tierra en el Parque Nacional Natural Serranía de los Yariguies (34.4%) y así mismo es un territorio biodiverso que cuenta con más de 8.752 registros en la plataforma del SIB Colombia correspondientes a 1.020 especies biológicas en las que se destacan especies endémicas y descubiertas para la ciencia en el territorio como Farowella Yarigui, Phallangodelphusa Tangerina, Caecilia Pulchraserrana y otras que aún se encuentran en estudio.

En lo personal tengo la fortuna de haber crecido viendo todas las mañanas la majestuosidad de sus montañas y de respirar el aire fresco que de ellas emanaba, ya que mis padres poseían una finca que quedaba muy cerca del área protegida, sin embargo me gustaría que la gente de mi municipio como los santandereanos valoráramos más ampliamente este patrimonio natural que tantos beneficios nos representa.

Pues a pesar de proveer servicios ecosistémicos para la humanidad, el Parque Nacional adolece de presiones como la tala ilegal, la cacería indiscriminada y la pérdida y transformación de ecosistemas para fortalecer las actividades agrícolas y ganaderas que son las amenazas más graves que enfrenta, especialmente en las partes bajas de la serranía.

Es por ello que se le hace un especial llamado a la población aledaña a este tesoro natural y al pueblo Colombiano para que se genere conciencia colectiva y también se le extiende un llamado a los entes gubernamentales a destinar recursos que permitan emprender acciones encaminadas a preservar más ampliamente estas áreas estratégicas.

La Serranía de los Yariguies representa y sin desmeritar los beneficios que aportan otras áreas, el mayor tesoro natural de los santandereanos, así mismo es un territorio que hace parte de nuestra historia, albergando en el seno de sus verdes márgenes, los vestigios de una civilización pionera y extinta a la que no debemos olvidar como son los indios Yariguies.

Debemos sentirnos muy afortunados de tener un área tan rica en términos ecológicos, que representa también junto con las demás áreas protegidas del planeta, la esperanza de vida de las generaciones futuras.

TG. Agroforestal, pensador y político.

Facebook: Jhon F Mieles Rueda

Twitter: @meideijhon

Instagram: jhon_f_mieles