“Hoy no se quiere liderazgo individual, se quiere trabajo colaborativo”: Rector UIS

0
Hernán Porras dijo que “ese trabajo colaborativo es fundamental para que nosotros podamos desarrollar el crecimiento y la reactivación del departamento. A eso hay que agregarle creatividad y adaptación, tanto en lo urbano como rural".

Este jueves se realizó el Panel de Reactivación Económica, como parte central del X Encuentro de Gerentes y Directivos de la Economía Solidaria, organizado por Confecoop Oriente.

En este participaron como invitados el profesor Hernán Porras Díaz, rector de la Universidad Industrial de Santander en representación del sector estatal; Orlando Céspedes Camacho, gerente de Coomultrasan Multiactiva, en representación del sector cooperativo; Jorge Andrés López, presidente del Banco Coopcentral, por el sector cooperativo financiero y Adolfo Botero Machado, empresario, director del grupo OBA-Comertex, en representación del sector privado.

Con la participación de Gilberto Gómez, magister en Administración de Empresas y gerente de Garantisa, quien actuó de moderador, se inició este panel en el que los invitados se refirieron a tres temas: 1) un diagnóstico del Covid-19 en el sector o entidad; 2) su experiencia para enfrentar la pandemia y preparar la reactivación económica, y 3) qué nos espera en el pos-Covid-19 desde su entidad y actividad.

Porras Díaz, rector de la Universidad Industrial de Santander, hizo un recuento de todas las actividades que se desarrollaron desde cuando se declaró la pandemia, porque la universidad no se podía detener. Recordó cómo se preparó el personal para la presencialidad remota y se integró un comité de salud para enfrentar al Covid-19.

Recordó que se entregaron computadores a más del 60% de los estudiantes y planes de datos para que pudieran continuar con sus estudios. Describió cómo los recursos que ofreció el sector cooperativo mediante el convenio con Comultrasan fueron trasferidos mediante préstamos a los estudiantes y la Universidad se hizo cargo de los intereses.

Dijo que se debió ampliar la adquisición de plataformas Zoom y ampliar la cobertura de antenas Wi-Fi, que como no se está utilizando se espera ponerla a disposición de los estudiantes de la Comuna Uno de Bucaramanga.

Recordó que se dieron bonos alimentarios a más de 1700 estudiantes, que se aumentaron este semestre con 600 bonos más. Destacó que, a pesar de todo, esta ha sido la vez que la Universidad ha tenido mayor número de estudiantes matriculados.

El inicio de la «normalidad»

De otra parte, el directivo del claustro universitario se refirió a que ya se ha empezado a retornar, primero, al Parque Tecnológico Guatiguará, con los grupos de investigación, y al campus central se espera retornar en enero, donde nos espera nueva tecnología y una infraestructura renovada, con más de 10 intervenciones fuertes en edificios, en cuyo plan se han generado más de 500 empleos directos, lo cual ya es una reactivación de la economía en obras de construcción de infraestructura.

Destacó otras obras de importancia en lo económico, como el curso de protocolos de bioseguridad para el sector productivo, y señaló que “la reactivación del departamento se basa en algo que Adolfo Botero dijo y que ustedes mantienen como principios fundamentales del cooperativismo: nadie quiere liderazgo individual, quiere un trabajo colaborativo; y nosotros en la Universidad hemos logrado eso: sentarnos con los estudiantes y hablar el mismo idioma, pues hablando se entiende la gente”. 

Destacó, a renglón seguido, que “ese trabajo colaborativo es fundamental para que nosotros podamos desarrollar el crecimiento y la reactivación del departamento. A eso hay que agregarle creatividad y adaptación, tanto en lo urbano como rural. Y con todo esto, desde la academia empezar a construir la agenda de desarrollo que necesita el departamento. Empezar a ver cómo reactivar el barrio y la industria y en lo rural ir al sector agroalimentario, pensando en todas las normas que estamos hablando de nuevas tecnologías, normas de bioseguridad, economía circular, economía naranja, protección al medio ambiente. Y, por último, el desarrollo de la economía digital”, destacó el rector Hernán Porras Díaz.

«Debemos tener fe»: Céspedes

La primera intervención había sido la de Orlando Céspedes Camacho, gerente de Coomultrasan Multiactiva y miembro de la junta directiva de Confecoop, quien hizo un análisis económico general y del sector cooperativo. Luego de un recorrido por la crisis económica que trajo la pandemia y cómo ésta afectó al sector cooperativo.

Dijo: “Tenemos que tener fe, confianza, que los señores de los bancos suelten la plata, porque los que la necesitan son los empresarios. Hay que hacer ajustes, planificación, pero también, que hay oportunidades de negocios en Santander», puntualizó Céspedes Camacho.

A continuación, intervino Jorge Andrés López Bautista, presidente de Coopcentral y actual presidente de Confecoop, como representante del sector cooperativo financiero.

López destacó que “en el Banco la crisis fue una excelente oportunidad para hacer ver que nuestro sector tiene un banco propio, con recursos propios para atender las demandas de liquidez que necesitaran y así poder enfrentar eventuales salidas de depósito o de liquidez para colocaciones de crédito. Como recomendación, el sector tiene que ser agresivo en ofrecer créditos en las mejores condiciones”, dijo López Bautista.

«Empresarios no se reinventaron»: Botero

El empresario Adolfo Botero Machado, quien ha sido director de Fenalco y es el presidente del grupo OBA, una unión de empresas de la cadena productiva del sector textil, participó en representación del sector privado.

“Me impactó el bajo consumo y que muchos empresarios no se reinventaron. Cuando se empezó a reactivar el comercio, hacia julio y agosto, vimos que el Gobierno empezó a sacar licitaciones para todo lo quirúrgico. Entonces unimos toda la cadena productiva, materia prima Ecopetrol, un fabricante de Cali y 4000 empleados para poder hacer todo esto. Esa fábrica CI Jean es la primera exportadora de Jeans y empezó a hacer batas quirúrgicas en 15 días. También hicimos transformación digital, que es cambiar el uso, y estamos haciendo unos cursos y diplomados para entenderla y hacer todos esos cambios que son necesarios. Pero lo mejor fue unirnos y trabajar en cadenas”, dijo Botero.

En fin, fue un evento que sirvió para mostrar cómo desde las ideas y principios del sector cooperativo es posible unir los esfuerzos de los diferentes sectores para reactivar la economía y la vida del departamento