Desempleo urbano cae en febrero, antes de llegada del coronavirus

0
La tasa global de participación, que contabiliza a las personas que tiene empleo más las que están en busca de él, aumentó marginalmente a un 65,9% en febrero, en comparación con un 65,8% en el mismo mes del año previo.

Colombia registró una caída en el desempleo urbano en febrero, aunque se incrementó al incluir la zona rural, un mes antes de que llegara el coronavirus al país sudamericano, revelaron el martes cifras del Departamento Nacional de Estadísticas (DANE).

La tasa de desempleo a nivel urbano -medida en las 13 principales áreas metropolitanas del país- disminuyó a un 11,5% en febrero, desde un 12,9% en enero y desde un 12,4% en el segundo mes del año pasado.

La tasa de ocupación aumentó a un 58,3%, desde un 57,6% en febrero de 2019.

La tasa global de participación, que contabiliza a las personas que tiene empleo más las que están en busca de él, aumentó marginalmente a un 65,9% en febrero, en comparación con un 65,8% en el mismo mes del año previo.

“La lectura del mes de febrero es una lectura consistente con la dinámica que hemos observado desde el mes de agosto del 2019 en donde tenemos una recuperación muy importante de la salud del mercado laboral colombiano”, dijo el director el DANE, Juan Daniel Oviedo, en una conferencia de prensa.

Pero el directivo explicó que la mejora en el empleo en las zonas urbanas “no logra compensar al mercado total nacional y es la poca dinámica o la lentitud de generación de empleo en los pequeños municipios y en zonas rurales del país”.

El desempleo nacional, que incluye las zonas rurales, repuntó a un 12,2% en febrero, en comparación con un 11,8% en igual mes del año previo.

Analistas vaticinan un incremento del desempleo a partir de marzo, como consecuencia de la fuerte disminución de la actividad productiva de la cuarta mayor economía de América Latina provocada por las medidas de aislamiento decretadas por el Gobierno para contener la expansión del coronavirus.

“Esta información del mes de febrero es la que puede poner unas alertas sobre los efectos que pueda tener en este mes de marzo el aislamiento preventivo obligatorio de los hogares colombianos”, dijo Oviedo.

“La tracción positiva que teníamos en la construcción y en los servicios de alojamiento y comida pueden verse afectados por la parálisis de algunas obras y el cierre de los flujos turísticos del país”, concluyó.

En todo el país de 50 millones de habitantes se reportaron un poco más de 22 millones de personas ocupadas y tres millones de desocupadas, mientras que a nivel urbano se contabilizaron 10,8 millones de empleados y 1,4 millones de desocupados.