Las JAC de Bucaramanga, con “Aroma de Mujer”

Por: Luz Elena Mojica Gamboa/ En el salón Río de Oro, ubicado en  la sede UIS Bucarica, se presentaron los resultados de la encuesta “Logros y Retos de las Juntas de Acción Comunal (JAC)”; realizada a 155 miembros comunales de igual número de barrios, pertenecientes a 17 comunas de Bucaramanga.

Gonzalo Ordóñez Gómez, profesor de la Escuela de Educación UIS sobre las JAC expresó que “ellos son los dolientes de la indolencia de muchas organizaciones que por mucho tiempo han estado ajenas, son el puente con las comunidades que padecen problemas de salud, educación, movilidad, pobreza, convivencia…”

El diagnóstico fue un trabajo realizado en conjunto con la Universidad Pontificia Bolivariana y el Programa Bucaramanga Metropolitana Cómo Vamos (BMCV). Me llamó la atención escuchar por parte de los organizadores de esta convocatoria su sorpresa por la asistencia masiva a este evento; tanto que hubo lugar a traer más sillas para acomodar a los invitados y no es para menos; recordemos que este programa es una estrategia de responsabilidad social, en la cual se unieron empresarios y academia para realizar vigilancia, control y evaluación a los planes de desarrollo de los municipios de Bucaramanga, Floridablanca, Girón y Piedecuesta; de igual manera constantemente a través de encuestas monitorean la percepción ciudadana en temas tan sensibles como salud, educación, seguridad, movilidad y gestión pública, entre otros.

Con toda razón entre los asistentes, además de los protagonistas del estudio, se encontraban presentes varios precandidatos para las elecciones regionales del 2019; lo cual me resultó muy obvio; la gran mayoría de políticos utilitaristas saben que en época preelectoral, preocupándose por el entorno de su ciudad, se hacen parte de la responsabilidad social que tanto claman las comunidades, en la generación de bienestar.

En el análisis de los resultados, Yany León Castañeda, directora de BMCV expresó que “no se está haciendo lo suficiente para llegarle a las comunidades, debemos articularnos, apuntarles a metas  concretas para lograr que sean más autónomos y se pueda romper esa relación clienterar que existe con las administraciones. Tenemos ya una base para empezar a mirar cuáles son las líneas, como por ejemplo informar a los líderes  sobre los ODS, así como con el apoyo de la academia  recoger experiencias exitosas de los líderes en resolución de conflicto y entregarles formación en campos como lo organizacional”.

Del estudio realizado, puedo concluir que se logró un equilibrio en la muestra, con una participación casi  igualitaria, 43 %  liderezas y el 57 % hombres; se partió de lo humano; se analizaron primero las necesidades que tienen los miembros de las JAC como personas; de ahí que se nos informara primero su lugar de nacimiento, su edad, nivel educativo (técnicos, tecnológicos, universitarios o de postgrado);  tipo de vivienda (propia o arriendo), empleo (independientes, empleados o desempleados), régimen de salud (contributivo o subsidiado); para después entregarnos  datos estadísticos de temas de interés para cada comunidad.

El diagnóstico es amplio y ha sido difundido por importantes medios  de comunicación; por ello sólo me referiré a los que más  cautivaron mi atención:

1- A pesar de la queja constante que se escuchó en el recinto contra la actual Administración, ante la pregunta “¿de las siguientes Instituciones de la ciudad, cuáles cree usted que están realizando acciones por mejorar su calidad de vida?”; la Alcaldía obtuvo el 52%, la Policía el 32 % Las JAC el 29 % ; luego esto quiere decir que muy por encima de la crítica, la mayoría de estos líderes aprueban la gestión del señor Alcalde.

2- El 80% de estos líderes comunitarios tienen acceso a internet, un celular inteligente y saben cómo usarlo; el 70% cuentan con computador; importantísimo dato para las próximas elecciones, el uso de nuevas tecnologías y redes sociales; marcarán la diferencia; se pueden difundir las propuestas de los diferentes candidatos virtualmente, esto es más amigable con el medio ambiente y menos costoso.

3- De los temas prioritarios para cada miembro de la JAC, resaltaron el 23 % convivencia y seguridad, el 12 % educación, vivienda y servicios públicos, el 10 % salud; ojo, precandidatos; nos tiene azotados la inseguridad, lo exprese en mi columna “Bucaramanga, desprotegida por nuestro Alcalde”; asi que definitivamente el próximo gobernante que elijan los bumangueses para enfrentar este gran flagelo, debe tener los pantalones bien puestos para ordenar la casa.

4- El cumplimiento de elaborar informes, actas, plan de acción, es muy escaso, sólo el 30 % de las JAC lo realizan; esto conlleva a que su gestión sea para la comunidad que representan menos efectivo. De la planeación y ejecución del plan de acción se logra el éxito para beneficio de la comunidad; es mejor tener muy claro un número concreto de prioridades para el barrio que representan y dejar de vivir quejándose y pidiendo para todo, porque terminan por no hacer algo en concreto.

5- De la estadística demográfica es importante resaltar que aumento la participación de la mujer; de un total de 1196 líderes registrados en la Alcaldía, el 43% son mujeres con una edad promedio de 47 años; la designación de la mujer en cargos de jerarquía como presidente, vicepresidente y revisor fiscal de la JAC es del 35%, mientras que para el cargo de secretario tiene una participación del 79%.

De estas cifras logro intuir que las mujeres siguen siendo elegidas más como secretarias, por aquello de que la mujer es mejor  para escribir, para redactar, organizar, como quien dice para que implante el orden en la junta como en la casa.

Al respecto opino que si bien es cierto el aumento de la mujer como miembro de las JAC es una conquista más en los espacios de liderazgo, considero que debemos ir por más, con trabajo, capacitación y seducción política; las grandes transformaciones de la de la sociedad se logran haciendo parte del poder.

Marcos Hortúa Castellanos, líder político de la comuna 10, residente en el barrio Diamante II opina: “La mujer es más fiel, más leal, tiene más palabra, es más confiable, más organizada, cuidadosa y menos corrupta”.

…Y así como las JAC de Bucaramanga tienen Aroma de Mujer; en la Alcaldía este aroma para el 2019, caerá muy bien.

Twitter: @LuzElenaMojicaG

Facebook: Luz Elena Mojica Gamboa

Correo: luz.mojicagamboa@gmail.com

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password