Las premonitorias denuncias del diputado Édgar Suárez sobre nuevas tecnologías en El Carrasco

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

[:es]La disposición de residuos sólidos en el relleno sanitario de El Carrasco, lugar que recibe las basuras de Bucaramanga y de trece municipios más, se convirtió en una bomba de tiempo, porque el sitio se llenó y no hay alternativa aceptada. Lo último fue la elección de una empresa que manejara la basura, pero esa firma no genera ninguna confianza. El Alcalde antes dice que sacará mil dólares diarios de ese negocio. La Procuraduría le puso serios reparos al contrato, basado en lo que ya había denunciado a Corrillos! el diputado Édgar Suárez. (Ver: edición formato virtual versión impresa)

En el listado de las ciudades que más residuos sólidos producen a diario la capital santandereana ocupa el no muy orgulloso séptimo puesto, según el diputado Édgar Suárez Gutiérrez, con base en un informe que conoció, emitido por la Superintendencia de Servicios Públicos.

Ese informe es del año 2014, pero lo que es más preocupante es que Bucaramanga no tiende a revertir esa tendencia y muy por el contrario apunta, de acuerdo con el mismo informe, a que en el año 2017 este municipio produzca 1.600 Toneladas /día de residuos sólidos, lo que la llevaría al tercer lugar, o mantendría el mismo séptimo puesto si los demás municipios tienen un comportamiento similar.

Los datos del informe de la Superintendencia de Servicios Públicos para el 2014 revelaban el siguiente top de ciudades: 1. Bogotá con 6.318 toneladas de residuos por día T/D; 2. Medellín 2.175; 3. Barranquilla 1.863; 4. Cali 1.581; 5. Cartagena 1.143; 6. Soacha 1.128 y 7. Bucaramanga 1.000, aunque para el 2017 con 1.600T/D.

(Lea también: los nuevos reparos de la Procuraduría “entierran” contrato entre alcaldía y Vitalogic)

Pero en realidad si se ascendiera o descendiera en este listado ello no constituiría una solución o un problema mayor, porque no me puedo medir por lo bien o mal que la va a mi vecino.

Mi medición tiene que ser con base en estándares de calidad, y aumentar cada día el número de toneladas de residuos sólidos y tener que decretar cada cierto tiempo una emergencia sanitaria, no es por cierto un margen positivo para mi tranquilidad.

Las administraciones municipales de Bucaramanga y su área cada vez que suena la campana para anunciarles que se terminará muy pronto el plazo de la emergencia sanitaria en que vivimos, de inmediato se ponen pies en polvorosa para anunciar una decisión que quieren hacer sonar a definitiva. El campanazo ya sonó para el fin de la presente emergencia sanitaria que es el treinta de septiembre, es decir en menos de dos meses.

El diputado Suárez Gutiérrez es un hombre estudioso y hace honor a la Corporación de hoy. Ya varios líderes reconocieron en la Asamblea Departamental de Santander a una entidad que en la actualidad está más distante de la politiquería y más cerca de la comunidad, al menos la escucha.

Es más, en estos tiempos de la especialización, la maestría, el doctorado, la tecnología, el posgrado, entre muchas otras micro y macrovisiones, los corporados se apropiaron de los temas y ahondan más allá de lo que puede ser un debate a donde se invita al funcionario de turno y se lo acribilla a preguntas generales sin saber en realidad qué desean debatir.

 

El camino posible

Según se lo escucha, parece que Suárez Gutiérrez se especializó en el tema ambiental, o por lo menos sabe de él, y el tema del relleno sanitario de El Carrasco es un tema que le pica. Las últimas decisiones de la administración municipal fueron para el mencionado Diputado un espinoso cojín que no lo deja cómodo en ninguna posición.

Ya señalado el listado que nos dio a conocer del top de las ciudades que más generan toneladas de residuos sólidos en Colombia por día, el diputado Suárez Gutiérrez se puso a la tarea de saber qué camino tomaría la administración municipal actual para ponerle solución al problema de las basuras.

(Lea también: El pasado oscuro de Volcinschi, el Representante de Vitalogic y heredero de El Carrasco)

Para nadie fue un secreto que la Empresa municipal de aseo de Bucaramanga – EMAB – inició un proceso contractual y llamó a convocatoria con el propósito de encontrar una compañía que manejara los residuos sólidos urbanos – RSU -.

Ese proceso lo resumió Suárez Gutiérrez de la siguiente manera: A la convocatoria se presentaron 22 firmas interesadas, posterior a la visita al relleno ese número se redujo a 18, más adelante se mostró el interés en participar del proceso por parte de solo siete oferentes, de los cuales al final la intención fue de solo uno. Que en últimas tampoco fue elegido, pero que ahora fue el señalado por la administración municipal con el propósito de que sea el encargado del manejo de los residuos sólidos urbanos de Bucaramanga y trece municipios más.

 

Emergencia una vez más

La preocupación de Suárez Gutiérrez con el tema del relleno sanitario de El Carrasco no es solo de ahora, sino desde que fungió como Concejal de Bucaramanga, en donde también hizo una tarea denodada al respecto.

Pero para no ir muy lejos recordemos lo que dijo en su columna semanal de opinión del mes de marzo de 2017. Expuso en ese momento que Bucaramanga viene escuchando sobre la necesidad de incorporar nuevas tecnologías para el tratamiento de residuos sólidos, dado que hace más de 40 años somos el basurero de 13 municipios de Santander, en donde de las toneladas en disposición el 55 por ciento son generadas por la ciudad de Bucaramanga y el 45 por ciento restante por los demás municipios.

Además, el municipio se encuentra en emergencia sanitaria hace aproximadamente cinco años y medio, y esta se ha prorrogado cuatro veces durante el transcurso de este tiempo con una nueva fecha límite dada para el próximo 30 de septiembre la cual deberá ser nuevamente prorrogada incluso si el proceso contractual que viene adelantando la EMAB prospera o no.

(Lea también: ¿Puede el alcalde Rodolfo Hernández “emplazar” a la Procuraduría por el caso Vitalogic?)

La emergencia se extenderá de igual forma porque de aceptarse a Vitalogic,  la empresa señalada a dedo por el municipio como la encargada de manejar los residuos sólidos, la misma tardaría tres años o más para montar toda la infraestructura que le permitiría hacer su tarea, según lo expuesto en los papeles. Así que de soluciones no se habla a corto plazo, excepto de una nueva emergencia sanitaria que es inminente en El Carrasco.

En un tema tan delicado que afecta a Bucaramanga y a trece municipios más incluidos pobres y ricos, empleados y desempleados, hombres y mujeres, adultos y niños, empresarios y obreros, alcaldes, Gobernador, diputados, concejales y congresistas, así como a los estratos siete y a los Sisbén, es decir a todo el mundo. El diputado Suárez Gutiérrez quiso adendar que no está en contra de las Nuevas Tecnologías a aplicar en los Residuos Sólidos Urbanos RSU; “sin embargo, en calidad de Diputado y en cumplimiento de mis funciones constitucionales de cuidar y salvaguardar los recursos públicos, he fijado mi posición respecto a dicho proceso contractual adelantado por la Emab”.

 

El proceso contractual

Claro es que ir en contra de todo es fácil, atacar y no proponer también es fácil, pero cuando se tienen argumentos y se deja entrever o se señala con rotundidad que “no estoy de acuerdo con lo que pasa”, lo mejor es escuchar al interviniente y entender su posición para apoyarlo, contradecirlo o seguir indiferente, como si a mí nada me importara.

A principios de este mes de agosto Suárez Gutiérrez resumió en su columna semanal las situaciones del proceso contractual que sigue la EMAB para la concesión del manejo de residuos sólidos urbanos en El Carraco. Resumió el mencionado tema de la siguiente forma: A continuación describiré algunas situaciones del proceso contractual:

(i) Presentar la propuesta por los interesados para realizar una planta, diseñarla y ajustarla a los residuos;

(ii) El régimen tarifario vigente no reconoce en nuestro país la posibilidad de cobro más alto por incorporación de tecnologías nuevas, que por relleno sanitario, lo cual afecta el cierre financiero, (Resolución CRA 720 de 2015);

(iii) En cuanto al proceso de licenciamiento ambiental para incorporar nuevas tecnologías en el tratamiento de residuos sólidos, hay incertidumbre sobre los efectos de emisiones de gases que pueden generar la puesta en ejercicio de éstas, al no existir norma donde se soporte la autoridad ambiental para licenciar nuevas tecnologías, principio de precaución o prevención;

(iv) Tampoco se puede desconocer la población de recicladores en el proceso.

Varios puntos a señalar y en específico lo que a costos se refiere, porque al escucharse de aumentar el precio en el recibo por la recolección de basuras habrá muchos que en ese momento sí se sientan afectados. Pero si tienen un montón de basura en la puerta de su casa, acumulada por varios días, que genera olores ofensivos (expresión de moda), eso de pronto no les llame mucho la atención y lo dejan pasar con el uso de un tapabocas y ya.

(Lea también: La ira del alcalde Rodolfo Hernández que ahora descarga sobre la exdirectora del AMB)

Pero lo del aumento en el costo, castigo al bolsillo, eso sí que puede generarles una reacción, al menos mínima. Sin embargo el mandatario municipal de Bucaramanga, ingeniero Rodolfo Hernández Suárez, advirtió que esas nuevas tecnologías no le costarían a la ciudad. Se congració además con el argumento de que la ciudad recibiría un dólar por cada tonelada que llegara al relleno sanitario El Carrasco. Con las cuentas actuales locales, el ingreso diario sería de mil dólares por aquello de que al día se depositan mil toneladas.

Suárez Gutiérrez, el diputado santandereano, advirtió al respecto que no hay nada más riesgoso en un proyecto que trabajar con la incertidumbre del volumen del servicio prestado, cuando este es regulado por el Gobierno. A pesar de que el Alcalde afirmó a los cuatro vientos que no se afectarían las tarifas, hace unos días empezó a abrir esta posibilidad, insinuando que el operador puede acudir a la CRA para solicitar la aprobación de una tarifa para su “negocio”. Ese riesgo es aún más alto porque nadie puede asegurarle al proponente que la CRA autorizará una tarifa diferente, salvo una muy buena justificación ante el Gobierno Nacional.

Sin ser cabeza de moro Suárez Gutiérrez ve en un plazo cercano un alza en la tarifa, aunque pese a su conocimiento no se atrevió a señalar de cuánto sería. Pero y si los lineamientos estaduales no le permiten al Alcalde incrementar la tarifa, surge el interrogante entonces ¿de dónde el mandatario podría solventar esa necesidad de dinero que parece observase acercar, si no es con base en tarifa de servicio público?, ¿se ideará un impuesto temporal – como el cuatro por mil u otros temporales similares – a las nuevas tecnologías en El Carrasco?

 

Fragilidad financiera

¿Por qué la cuestión financiera es tan frágil en esta situación? La respuesta a este último interrogante la dilucidó el diputado Suárez Gutiérrez de la siguiente forma:

Recordó que en el mundo, para manejar los residuos sólidos en El Carrasco – los residuos sólidos de Bucaramanga y trece municipios más -, solo se interesó un proponente: Vitalogic RSU SAS.

Aseguró que se trata de una empresa de papel recién creada y con un mínimo de capital, que no cumplió con los requisitos de los pliegos de condiciones, porque nunca consiguió la Garantía de Seriedad de la oferta, la cual se expide para empresas que demuestren, experiencia e idoneidad certificada y músculo financiero sólido y serio, con capital de trabajo que justifique su expedición, por tanto para cumplir, esta empresa adjuntó una póliza de fianza. Cabe aclarar que la Garantía de Seriedad de la oferta es requerida en todos los contratos estatales, máxime siendo un contrato tan cuantioso, importante y a tanto tiempo.

La denomino empresa de papel -dijo Suárez Gutiérrez- porque Vitalogic RSU SAS tan solo fue creada el 29 de noviembre de 2016, es decir hace un poco más de ocho meses, con un activo total de solo seis millones de pesos y un tamaño de microempresa, como figura en su registro de Cámara de Comercio.

(Lea también: Las razones por las cuales se ‘cayó’ la licitación de nuevas tecnologías para El Carrasco)

Además Vitalogic espera alcanzar a futuro como ideal de empresa y comprometiendo su capital autorizado, suscrito y pagado, tan solo llegar a sesenta millones de pesos.

Dijo además el diputado que en visita a su sede ubicada en Bogotá en la carrera 15 número 93 – 75 oficina 309, se pudo comprobar que cuenta con dos oficinas y tres personas. Esta firma pretende manejar un negocio que cuesta 250 millones de dólares, estamos hablando de 750 mil millones de pesos aproximadamente del presupuesto total de un año de nuestro municipio.

En Colombia no existe ninguna empresa que realice tan importante actividad para tratar con tecnologías los residuos sólidos urbanos RSU, es decir la que se conforme a futuro también será de papel, por cuanto nunca habrá realizado esta clase de contratos en Colombia, muchísimo menos sin tener capital de trabajo.

Creo -aseveró el diputado santandereano- que los seis millones de pesos que tiene de capital no le alcanzan ni para cumplir un día de contrato, menos como afirma el Alcalde de Bucaramanga… “que el municipio no va a invertir ni un peso para este tema, que todo lo va a invertir la empresa que contrate”, y ¿de dónde? Si cuenta con apenas seis millones de capital.

 

Media vida asegurada

En esta instancia, el pasado viernes 15 de julio a las seis de la tarde se publicó en la página web de la Empresa Municipal de Aseo de Bucaramanga EMAB, un informe de 39 páginas firmado por su Gerente General, José Manuel Barrera Arias, con el resultado de la evaluación del proceso contractual internacional que pretende la puesta en marcha y operación por más de 30 años, es decir ocho gobiernos, de la disposición final de los RSU residuos sólidos urbanos del Municipio.

¿Me pregunto -dijo el diputado mencionado- a cuántas personas jurídicas o naturales en el mundo no les gustaría tener un negocio por media vida?

La Emab en cabeza de su Gerente no asistió ni contestó a un debate de control político propuesto por la Asamblea Departamental; por esto dicha corporación aprobó una proposición remitida a las entidades encargadas del debido control en las cuales se mencionan: Fiscalía General de la Nación, Procuraduría General de la Nación, autoridades ambientales: ANLA, CDMB y Área Metropolitana de Bucaramanga (AMB) para que intervengan antes de la adjudicación que fue programada en dicho proceso.

(Lea también: “Pareciese que hubiera otro tipo de intereses frente al uso de nuevas tecnologías”)

Como si estos dos riesgos fueran superables, en Colombia las normas de energías alternativas están en pañales, y nadie garantiza al operador la compra de energía proveniente de estas plantas de baja confiabilidad, ni la comercialización total de subproductos que allí se generen. Sin embargo, el Alcalde ha asegurado que no aporta un peso para infraestructura, cobrando el diez por ciento de la tarifa para construir el parque y el arriendo de El Carrasco.

Ni el diputado Suárez Gutiérrez, según lo advirtió, está en contra de la puesta en marcha de las nuevas tecnologías en el relleno sanitario de El Carrasco, una necesidad sentida no solo en Bucaramanga sino en todo el país en donde los rellenos sanitarios se convirtieron en un problema sin solución aparente, ni Corrillos! está en contra de las decisiones del Alcalde y sus funcionarios, pero en esta ocasión queremos advertir que algo no parece estar bien y no debemos esperar a estar bajo la basura para decir “lo sospeché desde un principio”.[:]

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

0 Comentarios

Deje su Comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password